Telefónica

El mundo de los videojuegos, otro recurso educativo de la era digital

Ecoaula

El mundo de los videojuegos, otro recurso educativo de la era digital

Obtener el aprendizaje más efectivo en las nuevas generaciones es el gran fin educativo. Por ello, se están implementando nuevas metodologías que permitan a los alumnos entender y aprender mejor. Entre estos métodos se encuentran los juegos, que han acompañado a la educación durante años como una de las mejores opciones para conseguir la plena atención y recepción de los alumnos.

Actualmente, surgen cada vez más preguntas sobre si la evolución de los juegos clásicos, los videojuegos, pueden también servir en la enseñanza. De hecho, todavía existen personas que opinan que pueden llegar a ser un disctractor o no ser del todo beneficiosos. Sin embargo, lejos de ser verdad, bien gestionados, pueden desarrollar una serie de habilidades tanto en las aulas como fuera de ellas., pues si algo está claro es que los videojuegos han sufrido un boom gracias al rápido avance de la tecnología y son el hobby principal de muchos niños.

Apostar por la importancia de un modelo educativo que tenga en cuenta al alumno como principal eje y que le prepare para el mundo digitalizado, permitiéndole crecer en habilidades y competencias será fundamental. "Recordemos que el 65% de los alumnos que hoy están en las aulas, no sabemos todavía cuáles serán sus profesiones porque todavía no han sido creadas", señala Sara del Río, experta en educación de Telefónica Empresas

Habilidades y beneficios

La evolución de los videojuegos ha hecho que pasen de ser vistos como un simple pasatiempo a añadir caracteres educativos en sus objetivos. Por ejemplo, dedicarle 30 minutos al día durante 3 meses al Tetris incrementa un 12% las capacidades de memoria según un informe realizado por Poki.
Otro aspecto que aportan es el refuerzo a la hora de trabajar en equipo o las habilidades sociales. Según un estudio coordinado por el Inter-American Development Bank (IDB), titulado Los Videojuegos no son juego, y realizado por especialistas en áreas de programación, neurolingüística, psicología y afines, los videojuegos se han vuelto un instrumento fundamental en el desarrollo de las habilidades cognitivas, sociales, emocionales y motrices.

Así, cada vez más familias ven de forma positiva cómo sus hijos e hijas han dejado de usar los videojuegos para evadirse y ahora los perciben como un trabajo en equipo y una manera de gestionar sus emociones.

"Aprender a través de esta metodología nos ayuda a interiorizar y comprender mejor conceptos importantes, nuestros alumnos y alumnas estarán más concentrados en el aula (muchos hemos estado horas y horas jugando a veces a un juego de mesa y hemos perdido la noción del tiempo), es justo lo que se busca con los serius games, que sientan que forman parte de su propio aprendizaje, y por lo tanto tengan más motivación a la hora de aprender y más ganas de descubrir", apunta la experta en educación de Telefónica Empresas.

Videojuegos como Battle Royale, Fortnite, League of Legends y Minecraft, han ganado terreno en la industria, para posicionarse como exponentes definitivos de los factores sociales y psicológicos del aprendizaje, debido a la capacidad de ser igualmente cooperativos y competitivos.

Por ello, resulta primordial fijarse en aquello que le gusta al alumnado, estar donde están ellos. Y es que, para Miguel Ángel Azorín, creador de la app educativa Flipped Primary, "Los videojuegos favorecen la concentración, ya que quienes juegan deben tener unas cualidades para poder enfrentarse a la tensión que se genera, ayudan a mejorar los reflejos, pero sobre todo a la toma de decisiones con las estrategias que deben ir tomando en cada situación, bien sean juegos deportivos, bélicos ..." De hecho, "ya hay centros en España donde los eSports son una actividad extraescolar", añade.

¿Cómo implantarlo en el aula?

Uno de los problemas con los que se encuentran los educadores son la forma de implantarlo. Azorín recomienda ir creando materiales propios que sirvan de misiones finales o pruebas que sirvan de comprobación de los contenidos aprendidos, pero utilizando juegos interactivos. "Yo, por ejemplo, creo juegos con la herramienta digital Genially para que tanto mi alumnado como yo comprobemos de una forma lúdica y divertida todo lo que han adquirido sobre lo trabajado, antes de realizar una prueba final de las unidades o contenidos trabajados. Su respuesta siempre es súper positiva, la motivación es espectacular, la emoción está presente en todo momento en el aula para ver si son capaces de superar cada reto y conseguir la contraseña que les da acceso al siguiente nivel donde encontrarán la siguiente prueba. Imagínate la explosión de alegría cuando finalizan el juego y ven que han superado la misión que les he creado", explica.

"Desde Telefónica Empresas hemos impulsado desde siempre los contenidos digitales, y nos encargamos de que los centros educativos puedan sacarle el máximo partido a la tecnología; ayudamos en la formación y reciclaje de los profesores. También asesoramos al centro para saber qué tecnología es más adecuada (conectividad, dispositivos, ciberseguridad,..) y se adecúa a sus necesidades" afirma Sara Del Río.

Y es que, si la educación es un largo viaje, ¿por qué no lo hacemos lo más divertido posible?


calendar-telefonica
comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin