Hablemos de Futuro

Con la colaboración de
Santander

Las pequeñas y medianas empresas son la columna vertebral de la inmensa mayoría de las economías, pero su papel protagonista destaca especialmente en la española. Según los últimos datos proporcionados por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, las pymes constituyen casi la totalidad del tejido empresarial de nuestro país, conformando más del 99%. Estos datos vienen a corroborar su importancia, ya que, además de contribuir a la diversificación de la economía, son las principales creadoras de empleo e impulsoras de innovación y competitividad.

La transformación digital está muy arraigada en la sociedad desde hace años y ha cambiado cómo nos relacionamos, aprendemos y desarrollamos todos los aspectos vitales. Y las empresas no son ajenas a esta transformación, independientemente de su sector. De hecho, se ha convertido en imprescindible en cualquier compañía para ser más competitiva, tal y como arroja un estudio de la consultora KPMG y la Confederación Españoles de Organizaciones Empresariales (CEOE), en el que se indica que el 58% de los empresarios españoles sitúa la transformación digital entre sus prioridades estratégicas para ser competitivos en el mercado.

Las pequeñas y medianas empresas son la columna vertebral de la inmensa mayoría de las economías de cualquier país, pero en España lo son aún más. Según los últimos datos proporcionados por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, constituyen casi la totalidad del tejido empresarial, conformando más del 99% y relegando a un escueto 0,19% a las grandes empresas. Estos datos vienen a corroborar la importancia de las pymes ya que, además de contribuir a la diversificación de la economía, son las principales creadoras de empleo e impulsoras de innovación y competitividad.

En la era moderna de la interconexión global, la seguridad cibernética ya no es un lujo, sino una necesidad primordial. Dada la rápida evolución tecnológica y el creciente vínculo de las empresas con las plataformas digitales, y por ende de la forma en la que se relacionan con sus usuarios, es fundamental salvaguardar los detalles confidenciales, preservar la confianza del cliente y garantizar un flujo de trabajo ininterrumpido.

La inversión en investigación es una inversión en el futuro. Es esencial para la mejora de la calidad de vida, el desarrollo económico, el aumento de la competitividad y la preparación por los desafíos del futuro. De ahí que destinar recursos económicos y apoyar la investigación sea vital para impulsar el avance científico. Pero para llegar a desarrollar proyectos de investigación, primero hay que cultivar la mente y adquirir los conocimientos necesarios que luego se puedan convertir en un instrumento de cambio.

La globalización, la digitalización y la irrupción de la inteligencia artificial han transformado nuestro mundo. Los negocios, independientemente de su tamaño, han tenido que adaptarse a esta nueva realidad, actualizando su organización y gestión para seguir siendo competitivos.

Banco Santander ha reforzado su compromiso con la inclusión financiera en lo respectivo al colectivo senior, con una serie de medidas y programas que buscan que las personas mayores de 65 años no se queden atrás en la era digital. En un contexto donde la digitalización avanza a un ritmo vertiginoso, la entidad reconoce la importancia de ayudar a este colectivo, que en España ya supera los 9 millones de personas y se espera que se duplique en los próximos 40 años, según datos del Defensor del Pueblo.

En la era digital, la seguridad financiera se ha vuelto una prioridad. Pues la digitalización trae consigo una infinidad de riesgos que pueden poner en jaque nuestra seguridad en la red. De ahí que contar con una vida digital segura y responsable se haya convertido en una prioridad para todos. Precisamente, en esta idea, se centra la nueva edición de la 'Global Money Week 2024', que bajo el lema "Protege tu dinero, asegura tu futuro", trata la importancia de la educación financiera dentro del mundo digital para navegar con responsabilidad.

El camino hacia la plena igualdad entre hombres y mujeres ha acortado distancias, especialmente en el ámbito laboral. La sociedad ha evolucionado y con ella la composición de los espacios de trabajo, donde la diversidad de perfiles se ha convertido en un elemento indispensable. Este avance ha sido posible, en parte, gracias al compromiso de empresas como Banco Santander, que han convertido la igualdad real y efectiva en uno de sus objetivos prioritarios.

El paro registrado en las oficinas de los servicios públicos de empleo ha subido en 667 personas en febrero en Aragón en relación al mes anterior, con un incremento del 1,23 por ciento, hasta los 54.709 desempleados, según datos publicados por el Ministerio de Trabajo y Economía Social.

La digitalización ha ampliado horizontes, pero también ha traído consigo riesgos inimaginables para la seguridad online. De hecho, en el mundo se registran más de 1.700 ciberataques por minuto. La historia de Werlyb, un conocido streamer de Twitch, con más de 1,5 millones de seguidores, es un claro ejemplo de cómo la ciberseguridad se ha vuelto imprescindible en nuestras vidas digitales. El creador de contenido compartió con sus seguidores un incidente que muestra que cualquier persona puede ser hackeada, si no toma las medidas de seguridad adecuadas.