Hablemos de Futuro

Con la colaboración de
Santander

Banca responsable

El ex primer ministro de Reino Unido Winston Churchill afirmó en una ocasión que "el precio de la grandeza es la responsabilidad". La ciudadanía en su conjunto viene demostrando desde hace días que es capaz de trabajar en equipo y sin fisuras. Las difíciles medidas gubernamentales adoptadas que han llevado a la gente a recluirse en sus casas, limitar sus movimientos y salir solamente para lo verdaderamente necesario tienen, en última instancia, el objetivo de frenar, todos a una, la expansión del COVID-19. Y si los ciudadanos siguen comportándose de forma responsable, las empresas no se podían quedar atrás. Por eso se han puesto manos a la obra para impulsar medidas que palien, en la medida de lo posible, los efectos que esta crisis está teniendo en la salud de las personas y en la economía.

Alimentación saludable

Hoy más que nunca, las compañías se esfuerzan por ofrecer a sus empleados lugares de trabajo saludables, definidos por la Organización Mundial de la Salud como aquellos en los que "trabajadores y directivos colaboran en un proceso de mejora continua para proteger y promover la salud, la seguridad y el bienestar de todos los trabajadores, así como la sostenibilidad del lugar de trabajo".

Envejecimiento de la población

En España, los mayores de 65 años equivalen al 30% de la población activa y se calcula que este porcentaje llegue al 50% en no más de 15 años. El aumento no sólo de la esperanza de vida (más de 83 años), sino de su calidad gracias a los avances en la medicina, ha permitido que, inevitablemente, se hayan producido cambios en la forma de ser mayor. De hecho, en los medios de comunicación y redes sociales se han popularizado recientemente palabras como jubillennials o sellennials, para definir a las personas que superan los 65 años. Estos términos nacen en clara alusión a los denominados millennials, la generación nacida entre los años 1983 y 1994, que se ha convertido en objeto de deseo para las marcas.

Digitalización

Unas 30.000 entidades sociales componen el denominado Tercer Sector de nuestro país. Estas organizaciones, sin ánimo de lucro y con un papel fundamental para el desarrollo social, dan trabajo a más de dos millones de personas (entre voluntarios y empleados) para dar atención a casi 12,9 millones de ciudadanos que viven en riesgo de pobreza y exclusión social. Su aportación al PIB es del 1,51%, lo que lo coloca al nivel de sectores como la metalurgia o las telecomunicaciones.

Mercado laboral

Los últimos datos publicados por el Ministerio de Trabajo y Economía Social en relación al número de desempleados en España señalan que, en el primer mes del 2020, el paro subió más entre las mujeres, con 61.644 desempleadas más (+3,3%), frente a un ascenso del desempleo masculino de 28.584 varones (+2,1%). También el paro registrado entre los extranjeros subió en enero en 10.347 desempleados (+2,6%) respecto al mes anterior, hasta situarse el total de inmigrantes en desempleo en 408.641, con un repunte de 6.853 parados en el último año (+1,7%).

Emprendimiento

El que fuera secretario de las Naciones Unidas entre los años 1997 y 2006 y Premio Nobel de la Paz en 2001, el economista ghanés Kofi Annan, (1938-2018) afirmaba que "la igualdad de las mujeres debe ser un componente central en cualquier intento para resolver los problemas sociales, económicos y políticos"

Pymes

Las pymes tienen un protagonismo indiscutible en la economía española, pues conforman nada más y nada menos que el 99'8 por ciento del tejido empresarial español, siendo además las principales creadoras de empleo. Recientemente, Randstad Research y la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (CEPYME) señalaban que, durante este año 2020, las pymes generarán cerca de 245.200 empleos en nuestro país. Una cifra que, sin duda, pone de relieve la necesidad de que estas empresas puedan adaptarse a los nuevos avances a los que obliga la innovación tecnológica.

Inclusión social

El Instituto Nacional de Estadística revelaba en diciembre del año pasado que la tasa de paro para las personas con discapacidad sigue siendo más de 10 puntos superior a la de la población sin ella. Es por eso que organismos públicos, instituciones y empresas trabajan desde hace tiempo para concienciar y sensibilizar sobre la realidad de la discapacidad y la importancia de la inclusión social y laboral de este colectivo.

Cambio climático

Justicia, futuro y responsabilidad. Estas fueron las razones principales que, el pasado 21 de enero, llevaron al Consejo de Ministros del Gobierno español a declarar la emergencia climática de nuestro país. Así lo señaló en la rueda de prensa posterior la vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, quien afirmó que "este país necesita actualizar sus prioridades", invirtiendo "en un proyecto de sociedad inclusivo, viable económicamente" y "con posibilidad de aprovechar el conjunto de oportunidades que la transformación de una economía compatible con la seguridad climática ofrece".

Teletrabajo

"El Gobierno de España va a proteger a todos los ciudadanos y va a garantizar las condiciones de vida adecuadas para frenar la pandemia con la menor afectación posible". Con estas palabras, el pasado sábado 14 de marzo, el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, anunciaba a toda la población que nuestro país entraba en estado de alarma; una situación excepcional en la que ahora estamos inmersos con el objetivo de combatir la rápida expansión del COVID-19, popularmente conocido como coronavirus. Una situación que tiene una serie de particularidades que han obligado a modificar el día a día de todos los individuos. Así, los ciudadanos se esfuerzan por responder a la limitación de movimientos que exigen las autoridades y a la paralización de cualquier actividad que no esté relacionada con los servicios básicos de primera necesidad.

Best place to work

La experiencia de los empleados de una empresa puede ayudar a atraer y retener talento. Así lo asegura LinkedIn en un informe reciente elaborado tras encuestar a 7.000 profesionales de 35 países diferentes. A través de su Global Talent Trends 2020, la popular red social profesional da cuenta del interés (cada vez mayor) de las empresas por poner a sus trabajadores en el centro y colaborar con ellos para comprender su punto de vista y ayudarles a evolucionar en su desempeño profesional.