IG

Más allá del bitcoin o el ether... Qué criptodivisas merece la pena descubrir

  • Hay dos vías para operar: comprar con la esperanza de que el valor aumente o especular sobre el precio
  • Todo lo que se requiere para operar a través de los CFD es una cuenta con un proveedor de 'trading'

El interés por las criptodivisas no deja de crecer. Se trata de monedas virtuales que pueden ser intercambiadas y operadas como cualquier otra divisa tradicional, pero su principal diferencia y atractivo es que un activo descentralizado, lo que significa que ningún gobierno controla la oferta. De este modo, el uso de este activo no cuenta con imposiciones por parte de ninguna institución por lo que no puede actuar sobre él.

Hay dos vías para operar con criptomonedas: comprarlas con la esperanza de que su valor aumente o especular sobre sus precios. Invertir en este activo sin ser el dueño del mismo es mucho más ágil, por lo que se ha convertido en una alternativa muy popular. Para especular sobre el precio de las criptodivisas, es decir, invertir pensando que el precio subirá (ir largo) o, por el contrario, que bajará (ir corto) es necesario hacerlo a través de productos derivados como los CFD (contratos por diferencia).

"Un CFD es un contrato con el que aceptas que estás negociando sobre la diferencia del precio de una criptomoneda entre el momento en el que se abre tu posición y el momento en el que se cierra, lo que significa que especulas sobre el precio del mercado en lugar de ser el dueño de la criptomoneda en sí", indican desde IG.

Así, todo lo que se requiere para operar a través de los CFD es una cuenta con un proveedor de trading con apalancamiento como, por ejemplo, IG. A través de este bróker se puede acceder a casi una veintena de operativas: bitcoin, ether, bitcoin cash, litecoin, cardano, stellar, EOS, bitcoin cash/bitcoin, crypto 10 index, ether/bitcoin, NEO, polkadot, dogecoin, uniswap y chainlink.

Como explican desde IG, "aunque es cierto que su validez como método de pago es fundamental para su valor, las criptomonedas habitualmente se parecen más a materias primas como el oro que al mercado de forex. Así, al igual que las materias primas el valor de una criptomoneda no está vinculado exclusivamente al comportamiento de una economía concreta".

Además, "los cambios en los tipos de interés y el aumento en las reservas monetarias solo tienen un efecto indirecto en su valor". Otras de las características que equiparan a estos activos es que "el valor de las criptomonedas depende del compromiso de los usuarios por mantener su precio al convertirlas a divisas tradicionales". Se puede operar con criptomonedas 24 horas al día, 7 días a la semana.

El atractivo del apalancamiento

Los CFD son productos apalancados, es decir, que el inversor solo necesita abonar un pequeño depósito inicial, conocido como margen, para obtener una exposición completa al mercado subyacente.

El margen se expresa habitualmente como el porcentaje de la posición completa. Así, una posición sobre bitcoin (BTC), por ejemplo, puede requerir que se pague solo el 50% del valor total de esta para abrirla. En este caso, en lugar de depositar 5.000 euros, solo se necesitaría invertir 2.500€euros.

Eso sí, "tus beneficios y pérdidas se calculan en función del tamaño completo de tu posición, por lo que el apalancamiento magnifica tanto tus ganancias como tus pérdidas", explican desde IG. En otras palabras, si el apalancamiento es de 2 veces implica que si se obtienen ganancias serán 2 veces superior a lo invertido inicialmente y viceversa.

En este sentido, en lugar de comprar criptomonedas directamente, el inversor puede abrir una posición mucho más rápido y no necesita una cartera virtual ni una cuenta con intercambio. "Como no necesitas tener una cartera virtual, una vez que hayas abierto tu cuenta y hayas escogido tu plataforma puedes empezar a operar con criptomonedas en el mismo momento", recuerdan desde el proveedor.

Con todo, desde IG recomiendan tener un plan de trading, ya que el mercado es muy volátil. Esta es un arma de doble filo: la volatilidad hace que un mercado sea muy atractivo pero también que sea difícil operar con él. "Por esto, tu plan de trading debería incluir herramientas de gestión del riesgo, así como un esquema de tus objetivos, con qué criptomonedas quieres operar y la metodología que utilizarás para abrir y cerrar posiciones, lo que se conoce como estrategia de trading".

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. El 73% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFD con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero. Las opciones y los turbo warrants son instrumentos financieros complejos y su capital está en riesgo. Puede sufrir pérdidas rápidamente.

*Más información en IG

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin