Consejo General de Colegios de Gestores Administrativos

Qué aspectos hay que tener en cuenta este año a la hora de realizar la declaración de la renta

En breve se pondrá en marcha una nueva campaña para la declaración de la renta. Normalmente, para millones de contribuyentes, se convierte en un ejercicio agradable porque Hacienda les devuelve. Poco o mucho, pero les devuelve. En primer lugar, con qué poquito nos conformamos. Hemos financiado al Estado durante unos cuantos meses y nos ponemos contentos porque nos van a devolver, sin intereses ni sanciones para ellos por la tardanza en hacerlo, lo que nos han cobrado de más. Que agradecidos somos los contribuyentes.

En segundo lugar, y con la obvia necesidad habitual de ingresar un dinero extra, intentamos acelerar el proceso para que esa devolución llegue lo antes posible. La hasta ahora rapidez con la que Hacienda realiza muchas devoluciones, mezclado con el borrador de la renta que pone a disposición de los contribuyentes para facilitar su confección, se convierte en muchos casos en una mezcla explosiva, que puede estallarle en las manos a muchos contribuyentes. Y esto, los Gestores Administrativos, lo venimos diciendo desde hace tiempo.

Por esta razón, es habitual leer o escuchar en los medios nuestra recomendación para no dar al botón de aceptar el borrador sin antes haber hecho un cuidadoso proceso de verificación. Para la campaña de la renta de 2019 manifestamos que, de media, los contribuyentes podían perder 300 euros por aceptar sin revisar el borrador. Y todo ello sin contar con posibles sanciones por declarar mal, pues el único responsable de la información que se tramita en la declaración es el propio declarante.

El 7 de abril comienza la campaña para la renta de 2020

El 7 de abril comienza la campaña para la renta de 2020. Ni que decir tiene que el consejo de verificar con detenimiento los datos con los que cuenta Hacienda sigue estando vivo. Pero este año, recomendamos una mayor atención y, en caso de duda, acudir a Hacienda, si logra conseguir una cita, o a un profesional. Por una parte, les contaré que la Agencia Tributaria cuenta con la información que le pasan las empresas u otros organismos públicos o privados. ¿Qué significa esto? Sencillo, la información que tiene Hacienda no está contrastada, es solo lo que se le ha comunicado. Y se puede haber comunicado bien o mal. Para menos o para más. O no haberse comunicado ciertas circunstancias.

Aunque muchas personas creen que, bueno, si es lo que me dice Hacienda que he ganado, ellos sabrán. Pues no, el único que sabe es Usted. El único responsable, es Usted. Y si se equivoca (aunque sea aceptando la información que Hacienda tiene de Usted) el único responsable ya sabe quien es. Usted. Por tanto, revise con detalle la información. Siempre sin perjuicio de que haya información con la que no cuenta Hacienda y que puede ser relevante. Debe declararla.

Pero la declaración del año de la pandemia tiene condiciones especiales. Hay más de 4 millones de personas que han estado, algunas aún están, en ERTE. Estas personas tienen un segundo pagador, y esta circunstancia cambia las reglas del juego en cuanto a la obligatoriedad o no de presentar declaración.

Adicionalmente, aquellos que han estado o están en ERTE han podido cobrar o no, o han podido cobrar más o menos de lo que les corresponde. Y no siempre la información que le pasa el SEPE (si sale del hackeo en el que están inmerso) a Hacienda tiene por qué ser buena. Pero es que podría ser también que Usted cobrara del SEPE después de hacer la declaración y que ni el SEPE ni Usted hubieran informado a Hacienda de las cantidades que debieron cobrar, pero no cobraron. Pues bien, si cobra después de hacer la declaración y no computó la cantidad cobrada en su declaración, debe Usted hacer una complementaria. Lo sé, lo sé, éramos pocos….

Aquellos que cobraron el Ingreso Mínimo Vital, que tengan en cuenta que sí o sí, aunque esté la renta exenta, deben hacer la declaración de la renta. Usted y los miembros, todos, de su unidad de convivientes. Es lo que tiene, a Usted le ayudan, pero esto le sirve al Ministerio de Seguridad Social para tener controladas otras rentas de su unidad de convivientes que podrían no estar declarándose. Vamos, textualmente, que desincentivan la economía informal. No, no se confunda, no lo digo yo, lo dicen ellos, los del Ministerio. A las 150.000 familias que se "benefician" del Ingreso Mínimo Vital les vigila el ojo de Gran Hermano.

Pero hay más. Tenga usted precaución si tuvo que vender participaciones en su fondo de pensiones para comer. O vender acciones u otras participaciones en su fondo de inversión porque no llegaba a final de mes. O si su padre le dono unos miles de euros para salvar esos meses en los que no consiguió que nadie le pagara un euro para alimentar a su familia, o si vendió su casa, o si heredó y tuvo que vender…

Por favor, intente con paciencia conseguir una cita en Hacienda. Si quiere que le devuelvan con rapidez, pero no quiere que le llamen de la Agencia Tributaria para presentarle una liquidación paralela, mire con cuidado el borrador. Si no, acuda a un Gestor Administrativo.

- Fernando J. Santiago Ollero, presidente del Consejo General de Colegios de Gestores Administrativos

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin